Toro Rosso

No es la primera vez que Renault quiere que la normativa sobre la congelación de motores sufra alteraciones. La firma del rombo quiere que la FIA se replantee la actual reglamentación sobre los propulsores V6 Turbo y la congelación de su desarrollo que se llevó efectiva el pasado mes de febrero. En concreto, el fabricante galo apoya la idea que deslizo Ferrari en Spa sobre permitir los cambios en los motores durante la temporada.

Recordemos que este invierno, los distintos fabricantes de motores podrán realizar algunos cambios en la configuración de la unidad de potencia, cambios que estarán determinados por el gasto de los jokers que ya explicamos anteriormente. Con Renault y Ferrari de acuerdo en permitir los cambios en los motores a mitad de temporada, la última palabra seguirá siendo de la Federación que sigue manteniendo su campaña de ahorro de costos.

Según Cyril Abiteboul, la actual reglamentación no ha permitido a Renault desplegar todo su rendimiento durante esta temporada y ha permitido a Mercedes mantener su ventaja durante lo que llevamos consumido de calendario. Desde luego, los del rombo dejan bien claras sus intenciones al asegurar que aprovecharán al máximo el reglamento y que cambiarán el 48% de la unidad de potencia este invierno.

Vía | RACER

Lea también: