paul_hembery.jpg

El director de la división deportiva de Pirelli declaró que la elección de neumáticos blandos y súper blandos se hizo tomando como referente la pasada carrera de Austria ya que el último Gran Premio de Alemania, escenificado en Hockenheim, se disputó en el año 2012 y tanto los coches como los neumáticos han cambiado mucho desde entonces. Hembery manifestó que, aunque el trazado de Hockenheim es muy distinto al Red Bull Ring, las condiciones climáticas y la temperatura suelen ser bastante similares.

El circuito alemán aún conserva buena parte de sus rápidas rectas pero también cuenta con secciones sinuosas donde la pericia y técnica del piloto pueden compensar la falta de potencia de su coche. En lo que respecta a las estrategias, Hembery se reservó sus acostumbradas sugerencias previas a la carrera ya que no cuenta con datos que puedan aplicarse a los actuales neumáticos, de allí que será a partir de las primeras prácticas libres cuando inicie sus análisis.

Es un placer volver a Hockenheim después de dos años, aunque esto aumenta la carga de trabajo para nosotros porque los únicos datos que tenemos son del 2012, cuando todo era muy diferente. Las sesiones de práctica del viernes serán muy importantes ya que los equipos tratarán de absorber la mayor cantidad de información posible acerca del rendimiento de los compuestos. Todavía no tenemos idea de las paradas en Hockenheim, sin embargo, creemos que elegimos la mejor combinación para utilizar en el veloz circuito.

Vía | omnicorse

Lea también: