fernando alonso monacoMichael Schumacher fue sancionado finalmente por los comisarios del Gran Premio de Mónaco con veinte segundos de penalización por haber adelantado a Fernando Alonso en la última vuelta con la carrera neutralizada, cuando todavía estaba el Safety Car en pista.

Los comisarios de carrera determinaron que se considera toda la vuelta como Safety Car y no se pueden realizar adelantamientos, por lo que la acción del ‘Káiser’ no fue legal.

La maniobra de adalentamiento del coche número 3 rompe el artículo 40.13 del codigo deportivo de 2010 y los comisarios de carrera, entre ellos el ex piloto Damon Hill, decidieron imponer un ‘drive thorugh’. Como la acción ocurrió durante las últimas cinco vueltas y no da tiempo, se añaden 20 segundos de sanción al tiempo del coche número 3.

Así las cosas, Schumacher, que había cruzado la meta en sexta posición, retrocede hasta la duodécima posición y Alonso recupera el sexto puesto que ocupaba con la carrera neutralizada tras el accidente a tres vueltas del final del indio del Hispania Karun Chandhok y del italiano de Lotus Jarno Trulli.

Jaime Alguersuari, por su parte, que había acabado la carrera en duodécima posición, gana un puesto en la clasificación final.

Comenta Fernando Alonso

“Toda la última vuelta el equipo me decía que estaba prohibido adelantar en esa vuelta, que el coche de seguridad se iba a retirar, pero simbólicamente, para que los vencedores no entraran detrás de él”, comentó el asturiano justo después de la carrera.

“Veía a Hamilton, que iba muy despacio y tuve la tentación de adelantarle, pero insistieron por radio en que no podía hacerlo. Cuando ví a Michael que me pasaba pensé ‘mejor unos puntos que va a perder…”, matizó el español de Ferrari.

Lea también: