Amg

Para nadie es un secreto que tanto Ferrari como Renault aspiran que se modifiquen las reglas sobre las homologaciones de las unidades de potencia 2015 ya que de ninguna otra forma advierten posibilidades reales de aproximarse a los Mercedes AMG. Según lo establecido en el marco legal, solo se podrá modificar un 48 por ciento del propulsor presentado en el 2014, una proporción muy baja según los afectados ya que el dominio ejercido por Mercedes requiere algo mayor a lo propuesto.

La negativa de los alemanes se plantea desde el punto de vista de los costes ya que más investigación y desarrollo equivale a motores más costosos, y en la actual Fórmula 1 tal situación afecta a los equipos clientes cuyos presupuestos están en terapia intensiva. Por otra parte, si no se aplican medidas para generar más espectáculo en pista, el monólogo Lewis Hamilton y Nico Rosberg podría elevar el número de espectadores que desertan al no observar otras alternativas. Algunas publicaciones muy serias dan por hecho que Mercedes aceptó la descongelación total de los motores para 2015, pero mientras no exista un comunicado oficial al respecto no se puede garantizar la versión de tales medios.

Vía | motorsport

Lea también: