FIAEl mundial de Fórmula 1 introducirá en la próxima temporada numerosas modificaciones en multitud de ámbitos, sobre todo en materia de regulación como son: los números fijos, un test en Bahréin, doble puntuación en Abu Dabi 2014 y nuevo sistema de penalización por puntos entre otros.

Posiblemente el cambio más llamativo, es que se otorgará el doble de puntos en la última carrera de la temporada, es decir en la cita de Abu Dhabi, por lo que el ganador se llevará 50 puntos, en lugar de los habituales 25. Según lo argumentado, con tal medida se intentará mantener la ambición tanto de pilotos como de escuderías, justamente cuando el campeonato, con el formato anterior, pudiera estar sentenciado.

Por otro lado, también se ha aceptado la petición de introducir los dorsales fijos a partir del próximo año. Así, mientras que el número 1 estará reservado para el campeón (que podrá utilizarlo o no), los demás pilotos podrán elegir entre el número dos y el 99 para correr con él. En caso de que dos pilotos quieran el mismo número, la prioridad la tendrá el mejor posicionado el año anterior.

Uno de los cambios más destacados será la aplicación del carnet por puntos.

Este sistema, que fue aprobado por el Consejo Mundial del Motor en el mes de junio, establece que los pilotos que acumulen 12 puntos en una temporada serán sancionados con una carrera de suspensión. Estos puntos podrán ser impuestos por los comisarios de la FIA ante las infracciones de los pilotos, y expirarán en 12 meses. Todo ello se desprende del artículo 4.2 del nuevo reglamento deportivo.

“De conformidad con el artículo 16.3 [que cubre las normas de conducción], los comisarios pueden imponer puntos de penalización en la superlicencia de los pilotos. Si un piloto acumula 12 puntos, su superlicencia será suspendida para el siguiente GP y después se eliminarán 12 puntos en la licencia. Los puntos de penalización se mantendrán en las superlicencia de los pilotos durante un período de 12 meses, después serán eliminados, respectivamente, cuando se cumplan 12 meses desde su imposición”.

Por otro lado, se han endurecido las sanciones en caso de salidas peligrosas en el ‘pit-lane’, una situación que se ha repetido en diversas ocasiones desde que en 2009 se prohibiera repostar en carrera. Desde entonces, los equipos han trabajado con presión para arañar décimas al cronometro en sus ‘pit-stops’, algo que ha favorecido situaciones muy peligrosas como la que vivimos en el GP de Alemania 2013.

Así, durante los entrenamientos libres y la sesión de clasificación, los comisarios podrían imponer en estos supuestos una sanción de varias posiciones en parrilla. En carrera, dependiendo de si el coche infractor puede seguir en pista o no, las sanciones contempladas son ‘drive-throughs’, 10 segundos de penalización o 10 posiciones de penalización en parrilla para el próximo GP.

Otra novedad importante es la creación de un trofeo para el mejor piloto en calificación. Se hará acreedor del mismo aquel participante que consiga el mayor número de poles durante el año y en caso de empate decidirán los mejores resultados para resolverlo. Si esta medida hubiese estado vigente en los últimos años, Sebastian Vettel habría sido el ganador de este trofeo en cuatro de los últimos cinco años, siendo Lewis Hamilton la alternativa en 2012

Otros cambios, aunque estos de menos relevancia para el aficionado, aunque no por ello menos importantes son:

Se ha adoptado un techo de costes. El límite se aplicará a partir del mes de enero de 2015. Se establecerá un equipo de trabajo en los próximos días que estará formado por la FIA, representantes de la empresa propietaria de los derechos comerciales de la F1 (FOM) y delegados de los equipos. El objetivo del grupo de trabajo será contar con regulaciones aprobadas a finales del mes de junio de 2014.

También se ha aprobado otorgar una sanción de cinco segundos por pequeñas infracciones. Respecto a en qué situaciones se aplicarán se discutirá con los equipos de F1 para que se pueda introducir una nueva regla en 2014. 

Lea también: