rosberg_y_ham.jpg

El equipo Mercedes, con Toto Wolff y Paddy Lowe a la cabeza, se ha reunido este viernes en su sede de Brackley para hablar del incidente que impidió que sus pilotos consiguieran un doblete el pasado fin de semana en Spa-Francorchamps.

La escudería alemana, líder destacada del campeonato de pilotos y constructores, no permitirá que vuelva a tener lugar un incidente parecido. Desde el comienzo del campeonato han defendido que ambos pilotos luchen entre sí, siempre y cuando no se produzcan incidentes entre ellos.

Durante la reunión Rosberg ha admitido su culpa por el incidente y, de acuerdo con el comunicado, ha pedido disculpas y asumido medidas disciplinarias por parte del equipo. Mercedes considera que continuará comprometido con “la competición limpia, porque es la forma correcta de ganar el campeonato. Es bueno para el equipo, los fans y la Fórmula 1”. La regla número uno que han aceptado Hamilton y Rosberg, que no haya contacto entre ellos dos.

Al final del comunicado Mercedes ha destacado que sus pilotos continuarán siendo libres para correr y pelear por el título de 2014. La clasificación la lidera actualmente Nico Rosberg, con 29 puntos de ventaja sobre Lewis Hamilton.

Lea también: