briatore_fernandes

Es un secreto a voces que Tony Fernandes se rindió y no seguirá invirtiendo en Caterham porque perdió hasta la paciencia. Según la mayoría de los medios informativos, la venta del equipo es inminente. El magnate malayo pondrá punto final a su amarga aventura de cinco años en la Fórmula 1 para dedicar sus esfuerzos al Queens Park Rangers, su equipo de fútbol.

Como comprador potencial suena Flavio Briatore, el ex jefe de Benetton y Renault; y quien fuera expulsado de la Fórmula 1 debido al escándalo del “Crashgate” de 2009. La Gazzetta dell Sport salió a la caza del italiano para indagar acerca de su posible retorno a la categoría como propietario de Caterham. Sin embargo, las declaraciones de Briatore, siempre muy interesantes, no dejan espacio a las dudas.

No me interesa comprar Caterham, ese equipo está perdiendo dinero… Yo no soy una persona muy rica, quiero mantener lo que tengo, por eso jamás pensaría en invertir allí. Además, la actual Fórmula 1 es incomprensible y deprimente, es un extraño espectáculo donde los pilotos son obligados a llevar cuentas en vez de correr. El resultado es terrible y los responsables del circo no están escuchando.

Vía | motorsport total

Lea también: