Frank Williams“Me encanta Frank, por su sentido del humor, por el hecho de que me dio mi gran oportunidad en la Fórmula 1, pero sobre todo por como lleva su negocio, su espíritu insaciable. Acaba de cumplir 70 años, ha sido parapléjico desde hace más de un cuarto de siglo y, sin embargo su entusiasmo y voluntad de ganar siguen siendo absolutos.”

“Frank sufrió terribles heridas en un accidente de tráfico en 1986 y desde entonces ha estado en silla de ruedas”, escribe David Coulthard en una columna para The Telegraph.

“Frank es una de las figuras más queridas del deporte. Su historia es legendaria, desde los días que se hacían negocios de equipo sin el famoso teléfono, estableciendo a Williams F1 como la conocemos con Patrick Head en 1977, hasta los múltiples Campeonatos del Mundo y la recuperación de su accidente.

“La competición está en su ADN, razón por la cual no debería sorprendernos ver a Williams regresar al escalón más alto del podio.”

Después de la carrera del domingo, Williams fue evacuado rápidamente del garaje del equipo cuando el incendio de unas latas de combustible causó estragos en el pit lane, destruyendo también un hardware crucial para el equipo.

“No será fácil recuperarse de los daños del fuego para llegar en condiciones a Mónaco la próxima semana, pero pueden apostar que será así”, añade Coulthard. “Así es como lo hicieron después de la muerte de Ayrton Senna en Imola en 1994. Es lo que ellos hacen. La competición está en su ADN. “

Lea también: